Muerte

Para Ariel y Salvador, Los Poetas Atrincherados.

Es de noche,

te veo desde un agujero de la barricada.

Venís a salvarme del desconcierto de las horas,

venís a salvarme de las horas

venís delgada,

como un disparo.

venís,

con tu espectro de silencio.

Escarbás mi tráquea en un parpadear de vida.

Hace frío

ya estás conmigo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s