El gigante dormido.

Escrito por: Erick Monge

A lo lejos veo un gigante; ¡Dios mío le han despertado!

Se incorpora con mucha dificultad.

Sus piernas son fuertes; pero su andar es torpe. No se inclina ni a la derecha, ni a la izquierda.

Da unos pasos hacia adelante e hizo temblar al tirano.

¡El gigante está sangrando!

¡El tirano está herido!

El gigante da un segundo paso, está vez, con mucha más firmeza, y detrás de él se oye un rugido de multitudes.

¡El tirano está temblando!

¡El gigante ha avanzado!

Ahora es el gigante quien llora; les han matado a sus hijos.

Se oye un llanto y un silencio alberga al gigante. ¡Dios mío han despertado al gigante y está enfurecido!  Y a lo lejos, como viendo el futuro a través de una ventana, el tirano corre desesperado porque han despertado al gigante que estuvo dormido.

(27 de abril de 2018; en memoria de los estudiantes universitarios del movimiento 19 de abril; caídos en las protestas de la ciudad de Managua, Nicaragua)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s