Las penas que nunca fueron escuchadas.

Por: Noel Castellón

Querer decir que no vivimos en la tan deseada sociedad romántica, de algún tiempo atrás -aunque no la hayamos, de primera mano, conocido pero eso nos es imposible ya que nos quitan el derecho de soñar.

Querer tener la oportunidad de demostrarnos, que volviéramos a conocer y reconocer, que empezáramos de nuevo como seres realmente racionales. Solo necesitar de una oportunidad para así, sin velos y colores estridentes, volver a ver.

A veces me duele pensar que esto nunca se haga realidad, que todo quede como está. Este terrible sentimiento en mi interior, de que nuestras penas estén en un mundo sin oídos para escucharlas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s